RESIDE: un centro digno para la psiquiatría integral

La Nueva Barquita es la ciudad modelo del gobierno que encabeza del presidente Danilo Medina, no solo por sus viviendas dignas y espacios adecuados, sino también por los servicios existentes que requieren lo seres humanos para su desarrollo, plenitud y convivencia.

Como forma de respetar la dignidad de los seres humanos y adecuándose a los más avanzados servicios en materia de psiquiatría, el Gobierno, a través del Despacho de la Primera Dama que dirige Cándida Montilla, inauguró hace una semana, el centro de Rehabilitación Sicosocial y Desarrollo Humano(RESIDE) en la Nueva Barquita.

Se trata del primer proyecto de esa naturaleza construido y gerenciado por el Estado con las características de tres componentes: rehabilitación, inclusión laboral y hogares de paso. Es parte de los planes que ejecuta el Despacho de la Primera Dama, en la persona de Cándida Montilla, como son Centro de Atención Integral para la Discapacidad (CAID), Tamiz Neonatal y otros de carácter nacional.

“El edificio tiene un área de 1,667 metros cuadrados, es de dos niveles. Tiene consultorios, farmacia, espacios de terapia ocupacional, huerto, capilla, comedor, salón de reuniones, salón multiuso, área de terapias y jardín.

Este nuevo centro que podría estar abierto al público en abril próximo, está en una fase de instalación y selección de personal, y aunque se ubica en la Nueva Barquita es de carácter nacional con el propósito de replicarlo en al menos las otras regiones del país.

Su director, el médico psiquiatra José López, cuenta que se trata de un centro que defiende el derecho de las personas con discapacidad mental. No se trata de un manicomio ni de un lugar de internamiento de individuos con deficiencias mentales, sino un espacio donde se integra el Estado, la familia y la comunidad para mejorar la salud mental y la calidad de vida de los ciudadanos que lo necesiten.

“Es un centro que le dice a la comunidad que los problemas tienen soluciones, donde se coloca a la persona, a la familia y a la comunidad como una trilogía y a quien está dirigido el servicio, no es hablar de trastorno de las personas, es de oportunidades”, cuenta López.

Explica que RESIDE es parte de la red del Servicio Nacional de Salud y aclara que los pacientes en crisis deben seguir yendo a las unidades que tienen los hospitales para darle un servicio integral. Los referidos o visitantes voluntarios serán acogidos atendiendo a un esquema de diagnóstico y se les garantizará la cobertura de los psicofármacos hasta que sea dado de alta y continúe su tratamiento a través de las unidades instaladas en los centros de atención primaria más cercana a su residencia.

Este nuevo centro cuenta con modernas instalaciones adecuadas para los fines. Además, tiene un huerto como parte de las terapias que recibirán los pacientes, lo que constituye además una oportunidad de trabajo donde el paciente puede adquirir algunos beneficios económicos.

En la parte de hogar de paso, se habilitó un apartamento para ayudar lo pacientes a las actividades cotidianas de los seres humanos como arreglar su habitación, bañarse, cepillarse y otro, siempre con el apoyo de la familia.

Contará con dos psiquiatras, seis psicólogos, cuatro enfermeras, dos terapeutas y personal técnico en salud y monitores que darán soporte al personal.

“Estamos dando los toques finales, trabajamos en terminación de la parte técnica, en personal que se va a contratar y esperamos que en abril iniciemos con alrededor de 50 ó 60 personas para hacer la ajuste con esas población. El pilotaje tarda entre 90 y 120 días y luego será la apertura del servicio a nivel nacional

 

Un equipo de profesionales

Contará con dos psiquiatras, seis psicólogos, cuatro enfermeras, dos terapeutas y personal técnico en salud y monitores que darán soporte al personal. Se dan los toques finales para iniciar el piloto.

Vía:diariolibre.com

ARTÍCULOS RELACIONADOS A ESTE NOTICIA

Leave a Comment